Bruxismo es actualmente uno de los mayores motivos de consulta por dolor en la cara, cabeza o cuello. Se define como el apriete o rechinamiento de dientes de manera involuntaria.  

Existen 2 tipos de bruxismo: 

  •  -Bruxismo de vigilia (mientras estamos despiertos) 
  •  -Bruxismo de sueño (mientras estamos durmiendo) 

Hablaré primero sobre este último por ser el mayor motivo de consulta clínica.  

El Bruxismo de sueño es el tipo de bruxismo por el que más frecuentemente se consulta, pero generalmente mal autodiagnosticado. Quienes consultan por bruxismo generalmente lo hacen por los siguientes motivos:  

  • Sensación de haber dormido con los dientes apretados durante la noche. 
  • Dolor o cansancio mandibular. 
  • Dolor de cabeza. 
  • Dolor de cuello. 
  • Desgaste de dientes. 

A diferencia de lo que se cree, el bruxismo de sueño no se asocia a dolor (Dental Clinics of North America Volume 62, Issue 4, October 2018, Pages 657-663) 

Lo que dicen las investigaciones y que he corroborado clínicamente, es que quien sufre de las molestias del bruxismo de sueño es la pareja de sueño o quien lo escucha dormir, no quien lo padece. Usted no tiene la menor idea de que realiza este sonido con sus dientes hasta que se lo cuentan, es como roncar. 

El bruxismo de sueño se caracteriza por un sonido fuerte de rechinamiento dentario mientras duerme y sin duda el principal signo de este tipo de bruxismo son dientes desgastados y planos, pero no solamente por tener los dientes desgastados se puede llegar a un diagnóstico de bruxismo. 

El Bruxismo de sueño produce desgastes dentarios por fricción de dientes. Puede producir fractura de piezas dentarias y esto ocurre principalmente en aquellos dientes que tienen una disminución de su resistencia estructural por caries o endodoncias (tratamientos de conductos), por dar algunos ejemplos, pero les comentaba anteriormente, generalmente quienes sufren de este tipo de bruxismo no reportan dolor, un diente sano puede llegar a desgastarse por completo sin fracturarse. El desgaste de dientes por sí solo no es suficiente para un diagnóstico preciso de bruxismo de sueño ya que el tipo de mordida, cantidad de dientes en boca, dietas ácidas como el hábito de comer limón con sal o exceso de bebidas carbonatadas y cepillados con excesiva fuerza son factores que pueden ser incluso más perjudiciales para desgaste de dientes.  

El bruxismo de sueño es un “trastorno del movimiento durante el sueño” (International Classification of Sleep Disorders-Third Edition Highlights and Modifications Michael J. Sateia, MD). 

Según estudios solo un 5% a 18% de la población sufre de este tipo de trastorno (Sleep. 2016 Nov 1; 39(11): 2049–2056).   

Quizás esté pensando lo siguiente: La mayoría de las personas o un número muy grande de personas sufren de bruxismo, ¿Cómo puede ser un número tan bajo de personas quienes lo sufran?

Este tipo de bruxismo (Bruxismo de sueño) es mejor entenderlo como signo de otra alteración. Esto es porque generalmente el bruxismo de sueño se produce en respuesta a alguna otra enfermedad, alteración o fármaco: 

-Alteraciones de sueño como SAHOS (Síndrome de apnea-hipoapanea obstructiva del sueño) son factores causantes de bruxismo. Con esto me refiero a personas que cesen su respiración de manera obstructiva durante el sueño o roncadores. 

-Alteraciones que generen dificultad para respirar como desviación de tabiques, cornetes nasales hipertróficos, Obesidad (El cuello no solo engorda hacia afuera, hacia adentro también y por ende obstruye el flujo de aire) también podrán bruxar como respuesta a una alteración del sueño por obstrucción respiratoria.  

En niños las vías respiratorias son estrechas y las amígdalas y adenoides grandes en comparación, lo que genera un efecto similar. 

-Alcohol por una desinhibición del control del movimiento corporal. 

-Alteraciones gastroesofágicas. Algunas relaciones se pueden observar en personas con acidez constante, dolor en la boca del estómago, gastrítis. En este caso el bruxismo busca a través del movimiento mandibular, movilizar y activar las glándulas salivales para que la saliva, que es un gran buffer o contrarrestador de acidez, esté en mayor cantidad y minimizar los efectos del ácido estomacal en la boca y vía digestiva alta y este movimiento mandibular generará rechinamiento dentario. 

-Fármacos.  (Solo algunos)

¿Como se diagnostica? 

Para el diagnóstico de bruxismo de sueño se puede tener diferentes grados de precisión diagnóstica siendo de lo menos preciso a lo más preciso: 

  1. Bruxismo de sueño Posible: Auto reporte de bruxismo, desgastes dentarios. Muy baja precisión diagnóstica.
  2. Bruxismo de sueño Probable: Auto reporte de bruxismo, desgastes dentarios, musculatura facial sobre desarrollada, reportes de pareja de sueño de rechinamiento dentario. 
  3. Bruxismo de sueño definitivo: Polisomnografía (Estudio de sueño), desgastes en placas de relajación o planos de relajación también pueden ayudar a realizar un correcto diagnóstico. 

Consideraciones 

El uso de un plano no mejora ni cesa el bruxismo. Solo protege a los dientes de un desgaste mayor y ayuda a corroborar un diagnóstico, en caso de no contar con una polisomnografía, a través de la superficie del plano.  

Una persona que bruxa  (de sueño) deberá rayar el plano con sus dientes. Si no lo hace, no bruxa (de sueño) y este escenario es el que generalmente me toca ver en la consulta. 

 El primero se caracteriza por un apriete de dientes, sin hacerlos sonar,  pero con un trabajo muscular sostenido, varias veces al día, que genera un dolor que se siente normalmente como cansado (o punzante en casos más severos), en la zona de maseteros y sienes a ambos lados de la cara.