Los trastornos temporomandibulares (TTMs) son un conjunto de afecciones mecánicas y/o dolorosas de la región orofacial.

(Ver tabla 1)

Según la última clasificación de TTMs se pueden dividir en 4 subgrupos:

1.- Trastornos de la articulación temporomandibular.
2.- Trastornos de los músculos de la masticación.
3.- Cefaleas.
4.- Estructuras asociadas.

A estos subgrupos hay que agregarles cualquier otra estructura que pueda generar dolor en el área orofacial para poder hacer un correcto diagnóstico.
Otras estructuras que manifiestan dolor que es necesario examinar: Dientes, encías, nervios, glándulas por nombrar algunas estructuras.

Los TTMs generalmente vienen acompañados de algún otro TTM. Por ejemplo un trastorno articular (doloroso o no), se acompaña en muchas ocasiones de trastornos musculares dolorosos.

Los TTM de origen articular más comunes son los desplazamientos discales con reducción que se caracterizan por un sonido tipo click al abrir o cerrar la mandíbula, seguidos por los desplazamientos discales sin reducción generalmente asociado a traba mandibular.  Desplazamiento discal con reducción. Un caso de click articular

Frecuentemente después de sufrir un episodio de desplazamiento discal sin reducción no se puede realizar una apertura mandibular completa por traba mecánica. Los TTM de origen muscular más frecuentes son la mialgia local y el dolor miofascial los cuales se caracterizan por ser un dolor de característica cansada, tensa, opresiva o punzante según la severidad del dolor y se diferencian en el lugar donde se siente el dolor. En la mialgia local el dolor se siente en el músculo lesionado pero en el dolor miofascial el dolor generalmente se irradia a otra zona de la cara o cuello y se caracteriza por bandas tensas musculares como nudos musculares que al palparlos irradian dolor a otra zona cercana.

 

Tabla 1

I TRASTORNOS DE LA ARTICULACIÓN TEMPOROMANDIBULAR

1 Dolor articular

A Artralgia
B Artritis

2 Trastornos articulares

     A Trastornos de los discos articulares
1 Desplazamiento discal con reducción
2 Desplazamiento discal con reducción con bloqueo intermitente
3 Desplazamiento discal sin reducción con limitación de apertura
4 Desplazamiento discal sin reducción sin limitación de apertura
      B Trastornos de hipomovilidad de otra causa
1 Adhesiones/ Adherencias
2 Anquilosis
a Fibrosa
b Ósea
      C Trastornos de hipermovilidad
1 Dislocaciones
a Subluxación
b Luxación

3 Enfermedades articulares

      A Enfermedad osteodegenerativa articular
1 Osteoartrosis
2 Osteoartritis
      B Artritis sistémicas
      C Condilolisis/ Reabsorción condilar progresiva ideopatica
      D Osteocondritis disecante
      E Osteonecrosis
      F Neoplasias
      G Condromatosis sinovial

4 Fracturas

5 Trastornos articulares congénitos

A Aplasia condilar
B Hipoplasia condilar
C Hiperplasia condilar

II Trastornos de musculos masticatorios

1 Dolor muscular

      A Mialgia
1 Mialgia local
2 Dolor miofascial
3 Dolor miofascial con dolor irradiado
       B Tendinitis
      C Miocitis
      D Espasmo

2 Contractura
3 Hipertrofia
4 Neoplasia

5 Trastonos del movimiento

A Diskinesia orofacial
B Distonía orofacial

6 Dolor de musculatura masticatoria atribuido a trastornos dolorosos sistémicos o centrales

A Fibromialgia

III Cefaleas

1 Cefalea atribuida a TTM

IV Estructuras asociadas

1 Hiperplasia coronoidea.

 

Journal of Oral Rehabilitation 2014 41; 2-23

4 Comments

  • Jaime Arévalo Núñex dijo:

    En primer lugar felicitar los artículos expuestos, todos muy ilustrativos respecto de una disciplina que sin lugar a dudas abre espacios para entender causales de molestias, para mí hasta hoy desconocidas.
    En este sentido quisiera saber los posibles motivos de fuertes dolores en el cuello una vez despierto por la mañana. He probado con cambio de almohadas sin resultado a la fecha. Los analgésicos tampoco han dado resultados.
    Atento a sus comentarios, le saluda JAIME.

    • Luis Felipe Burgos dijo:

      Hola Jaime, muchas gracias por tu retroalimentación y espero responder tu pregunta de la mejor y más completa forma posible.
      Para identificar el dolor de cuello o cervicalgia es necesario realizar una completa historia de antecedentes clínicos donde se indaga desde postura, actividad laboral, accidentes automovilísticos, enfermedades que puedan tener relación al dolor cervical.
      Por otra parte es necesario realizar una evaluación funcional de cuello cara y brazos para determinar la extensión del problema doloroso pero en general lo más común y lo que podría describir tu dolor es lo llamado dolor miofascial.
      El dolor miofascial es un dolor muscular crónico que se caracteriza por una pesadez o tirantez que puede llegar a sentirse como dolor punzante u opresivo donde puede estar presente o no la limitación de ciertos rangos de movilidad de la zona afectada.
      Este dolor se puede sentir en zonas cercanas, el dolor se irradia hacia otras zonas del cuerpo por lo que no siempre es fácil identificarlo. Al estar presente generalmente no se logra encontrar una postura cómoda lo que perpetúa el dolor.
      Una vez realizado el diagnóstico, el tratamiento más efectivo para el dolor miofascial es la punción seca o bien la punción del punto gatillo con anestésico local. A esto se le puede agregar refuerzo kinesiológico de musculatura aledaña, que generalmente se ve afectada.
      El dolor de cuello puede ser por múltiples causas y una correcta valoración es necesaria complementarla en muchas oportunidades con imágenes como Rx de columna cervical, Resonancia Nuclear Magnética (RNM) en caso de sospecha de hernias cervical, Tomografía (TAC) para determinar cambios degenerativos de manera más específica o electromiografía para determinar la correcta función nerviosa.

      El calor y los masajes pueden ayudar a disminuir el dolor pero muchas veces un tratamiento intramuscular es necesario para la resolución del dolor.

      Saludos y gracias por su muy buena pregunta

  • Denis Soto Muñoz dijo:

    Hola buenas tardes, una consulta acabo de ir al dentista por un dolor en las muelas y ella se dio cuenta que tenía dolor al hablar y abrir la boca le comenté que al día de ayer había abierto la boca y se me produjo una sensación como si se trabara la mandibula, luego de eso quede con un dolor insoportable en la zona de la mejilla,oído y dolor de cabeza, le comenté que no era primera vez que me sucedía y ella me dijo que tenía bruxismo provocado por las articulaciones temporomandibular, mi pregunta es la siguiente: un dentista es quien ve esos problemas? Y lo otro ella me indico que había que poner unas placas de desarticulación y luego de una semana otra de relajación, y ahora nosé si eso está correcto o no? Y yo buscando en internet vi que vendian placas de relajación en las farmacias esas sirven??. Me podría orientar porfavor plisss…..

    • Luis Felipe Burgos dijo:

      Hola Denis.
      Lo que me describes en tu pregunta no corresponde a bruxismo, puede ser una consecuencia de bruxismo pero puntualmente es un trastorno articular de la articulación de la mandíbula (ATM por articulación temporo-mandibular) y el dolor puede ser referido desde la articulación o de la musculatura cercana a la articulación.
      El diagnóstico y tratamiento de este problema lo realiza un dentista especialista en trastornos temporomandibulares.
      El tratamiento se realiza muchas veces con planos de diferentes características, fármacos y puede ir escalando según la severidad del problema utilizando técnicas más complejas de lavados articulares pero no te quiero complicar con esto todavía. Primero hay que realizar un correcto diagnóstico clínico y si tu cuadro es más complejo se puede realizar apoyo imagenológico para determinar la severidad del problema.
      Las placas de farmacia no son las más indicadas para solucionar tu problema porque son blandas y podrían empeorar tu dolor al realizar mayor fuerza dentro de la articulación.
      Disculpa por la demora de la respuesta, la formulaste justo en periodo de vacaciones.

Leave a Reply